fbpx

GaleríaLos campesinos que no callaron ante la violencia

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • El Cuarto Encuentro por la Verdad, un evento de la Comisión de la Verdad, reunió a comisionados y campesinos para un diálogo por la verdad, la reparación y el reconocimiento del campesinado.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Sumapaz está ubicado sobre el macizo de la cordillera oriental. Limita con Huila, Tolima y Meta, por lo que se convirtió en un paso estratégico para las Farc y el Ejército. Durante los 90, la guerrilla tomó el control del territorio, un suceso derivado en estereotipo: se creería y, desafortunadamente, se cree que los campesinos de la región eran aliados de las Farc.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Las familias de Cabrera, Cundinamarca, se reunieron en el parque principal del municipio para recibir a la Comisión de la Verdad y los campesinos delegados.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Los cabrerunos recibieron a comisionados y campesinos con una muestra de baile típico de la región. El parque principal se vistió con alpargatas y ruanas, mientras bailaba al ritmo de las guitarras y las guacharacas.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • El municipio de Cabrera, Cundinamarca, fue la sede del encuentro. Está ubicado en la provincia de Sumapaz, un territorio que evoca las gestas agrarias y el conflicto armado del país. Debido a su ubicación, la localidad 20 de Bogotá fue un corredor estratégico entre el centro del país y el oriente.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Campesinos, comisionados y visitantes nutrieron al "Árbol de la Verdad". Sus ramas estaba decoradas con peticiones de paz y reconciliación.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Campesinos y habitantes del municipio compartieron sus experiencias a través de relatos, música y muestras artísticas.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • El encuentro fue sinónimo de homenaje. Comisionados, periodistas y familiares se reunieron para hacerle honor a Alfredo Molano, el periodista y sociólogo colombiano que trazó las historias del campo colombiano. Varios campesinos se declararon admiradores del trabajo y los textos del destacado escritor bogotano.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Alfredo Díaz, delegado de la coordinadora campesina del Sumapaz, fue el primer representante en hablar. Hizo mención a Juan de la Cruz Valencia y a Alfredo Molano, "el intérprete legítimo de esta lucha". Afirmó que los campesinos son actores y estudiosos de la historia, por lo que defienden "con pecho y espada" el Acuerdo de Paz y exigen la resolución de los problemas estructurales que causan el conflicto armado.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Cecilia Lozano se casó, tuvo hijos y enviudó en Mapiripán, Meta. Recordó a Héctor Vega, su esposo: "No se veía mucha violencia pero estábamos amenazados porque de pronto volverían a sacarnos de allí. Mi esposo estaba preparado pero lo que no sabía era que lo iban a desaparecer". En 2002, los 'paras' regresaron con la orden de desaparecer a cualquier campesino que creían relacionado a las FARC. "No fue solo eso. Se escuchaban disparos, la gente tenía trincheras en sus casas para protegerse de los cilindros y de las bombas". 14 años después, sigue sin saber de su esposo y sigue sin regresar a tu tierra.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Elizabeth Pabón o 'Chavela', llegó desde el Catatumbo. En 1999 ingresó la "Caravana de la Muerte", una expedición que cruzó retenes y controles del Ejército sin problema. "Ahí empezamos a vivir lo que nunca quisiéramos acordarnos", comentó. Con la caravana llegaron los 'paras' del bloque Catatumbo. Junto a algunos militares, los obligaron a salir de sus tierras. Solo tuvieron 15 minutos para desalojar. Elizabeth aún no conoce el paradero de sus dos hermanos desaparecidos y exige conocer a los responsables de estos hechos violatorios.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Sandra Ramírez, senadora de las FARC, reconoció la importancia de continuar con lo establecido en el Acuerdo de Paz y la importancia del perdón, la verdad y la reconciliación.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • Juana Molina fue la tercera y última esposa de Juan de la Cruz Varela, que murió en Cabrera. Molina hizo parte del homenaje a Alfredo Molano. Junto a ella, participaron algunos campesinos y actores, además de Antonia Rodríguez, nieta del escritor. Leyeron algunos fragmentos de sus obras y la carta que el periodista le escribió a su nieta a propósito de la firma del Acuerdo de Paz en 2016.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • El escritor Alfredo Molano (1944-2019) fue homenajeado en su lugar de trabajo: el campo. Los asistentes al Encuentro también participaron en un sentido reconocimiento a la vida y labor del sociólogo colombiano.

  • © Ángela María Agudelo Urrego

  • El homenaje a Alfredo Molano fue el cierre de la jornada liderada por la Comisión de la Verdad.

  • COMPARTIR


Cabrera, Cundinamarca

Los campesinos que no callaron ante la violencia

Como un acto de reconocimiento y reflexión, la Comisión de la Verdad llevó a cabo el Cuarto Encuentro por la Verdad en Cabrera, Cundinamarca, un acercamiento para escuchar los testimonios de los campesinos atacados por el conflicto armado.

Por : Ángela María Agudelo Urrego diciembre 18, 2019

Vivir en el campo es tener relación directa con las víctimas. Entre los enormes pastizales, el ganado y los cultivos, hay rostros que aún pueden sonreír a pesar de los recuerdos dolorosos. Los campesinos de Colombia han sido atacados por una larga violencia conjugada en amenazas, señalamientos, desapariciones y muerte.

 

Ante este crudo panorama histórico, la Comisión de la Verdad realizó el Cuarto Encuentro por la Verdad, “#ElCampoCuentaLaVerdad”. En compañía de delegados campesinos del país, los comisionados lideraron una reunión para tratar los temas del conflicto rural y escuchar los testimonios de esta Colombia abandonada.


Te puede interesar: PÓDCAST | Las voces de los inocentes: los campesinos de Carmen de Bolívar que fueron acusados de ser guerrilleros


La sede de la reunión no fue por azar. El municipio de Cabrera, Cundinamarca, hace parte de Sumapaz, un territorio donde los caminos tienen huellas de lucha campesina y el paso de grupos armados. Aún se escuchan los gritos de Juan de la Cruz Varela, líder de la gesta campesina, y de los miembros de la resistencia rural que enfrentó al general Gustavo Rojas Pinilla.

En el Encuentro participaron los comisionados Saúl Franco, Francisco de Roux, Patricia Tobón y Alejandro Valencia.

Foto: © Ángela María Agudelo Urrego

#ElCampoCuentaLaVerdad

La jornada fue del 12 al 13 de diciembre. Durante el primer día se exaltaron las tradiciones del municipio. El parque principal fue adornado con instrumentos musicales, faldas largas y ruanas en medio de una muestra artística dirigida por los adultos mayores y los jóvenes de Cabrera. Pasos de baile, acordes de guitarra y diálogos teatrales evocaron la alegría y la tristeza que han caracterizado al campo colombiano.

Ese día se desarrollaron las conversaciones alrededor de tres temas: el despojo de tierras, el desplazamiento forzado y la estigmatización. A partir de sus recuerdos, los campesinos hablaron con tono de denuncia para contar esos dolorosos testimonios y alzar sus peticiones al gobierno, a las instituciones y a la Comisión de la Verdad.

En la noche, los asistentes conocieron el «Árbol de la Verdad». En sus ramas se posaban los deseos de paz, reconciliación y verdad que tanto exigen. También disfrutaron de una obra de teatro que evocaba el conflicto armado en las zonas rurales y el trabajo hecho por Alfredo Molano.

Foto: © Ángela María Agudelo Urrego

El coliseo del colegio local fue la sede del Cuarto Encuentro por la Verdad. Las balas no eran proyectiles tangibles sino palabras que contaban testimonios desgarradores. Los representantes campesinos venían de Meta, Sucre, el Catatumbo, Antioquia y otras regiones atacadas por el conflicto. Las historias, a pesar de ser contadas en diversos acentos, hablaban de lo mismo: el sonido de las bombas, los «falsos guerrilleros» o campesinos confundidos con guerrilleros y la verdad como garantía de reparación.

El temple campesino se demostró en cada relato, cada testimonio era un nudo más en el mapa del conflicto rural. Las mujeres hablaron con esa fortaleza que han debido adoptar a pesar de tanta guerra y discriminación dentro de un país machista, patriarcal y violento.


Te puede interesar: «Las mujeres sufren el conflicto armado de una forma diferencial y desproporcionada»


También hubo un momento para el perdón y la confrontación. José Eleazar Moreno recordó los ataques que dirigió cuando hacía parte del bloque Centauros de las AUC, un grupo que dejó víctimas en la Orinoquía y se desmovilizó en 2005. Eleazar ya pagó condena pero aún pide perdón, sobre todo a sus hijos. Se disculpa por el abandono a su familia y por la sangre de tantos campesinos del oriente colombiano.

Al final, la familia de Alfredo Molano compartió la batuta del evento. Junto a actores y algunos campesinos, realizaron un sentido homenaje al sociólogo que conversó con los campesinos y recorrió las trochas a lomo de mula. La nostalgia y el agradecimiento invadían un escenario que declamaba fragmentos de textos y la reconocida «Carta a Antonia», un documento que Molano le escribió a su nieta a propósito de la firma del Acuerdo de Paz en el 2016.

El Cuarto Encuentro por la Verdad fue apenas uno de los tantos espacios que el campesinado reclama para su reconocimiento. Han sido la población más atacada por el conflicto armado y hoy, después de tantos sucesos crudos y dolorosos, demuestran su resistencia y sus deseos de reconciliación. El campo contó la verdad y necesita ser escuchada para la no repetición.

Urabá, Colombia

Los desafíos de la justicia en Urabá

Para sopesar una oferta judicial limitada, Unguía (Chocó) y Mutatá (Antioquia) le apostaron a los sistemas locales. Así opera la...

Semana Rural agosto 4, 2020 4 min de lectura

Putumayo, Colombia

Los rostros del desplazamiento forzado

En el municipio de Puerto Asís, Putumayo, se entregaron 320 indemnizaciones a personas víctimas de la violencia. Estas son algunas...

Germán Izquierdo febrero 4, 2020 5 min de lectura

Bogotá, Cundinamarca

Feminismo campesino: el poder de las mujeres rurales

Más de 250 campesinas de todo el país se reunieron en el III Encuentro de Mujeres de las Zonas de...

Ángela María Agudelo Urrego enero 28, 2020 5 min de lectura